fbpx Saltar al contenido
Compra fácil y seguro
Farmacia Prixz
Descarga

¡Obtén 100 de regalo + ENVÍO GRATIS! Da click aquí

10 consejos prácticos para aplicar, cuidar y conservar el cabello pintado

* Precio exclusivo de tienda en línea.
* Producto sujeto a disponibilidad.
* Envios exprés a todo México.
Ver oferta

Al teñir el cabello diversos procesos químicos interactúan para lograr cambiar el color natural, ya sea más oscuro o más claro. Por esta razón si has decidido pintarlo debes cuidar mucho más tu cabello que de manera habitual porque suele resecarse y maltratarse.

Sin embargo, el daño será menor si cumples con ciertos cuidados para conservarlo brillante e hidratado pero también para mantener por más tiempo el color. Esto consiste principalmente en rutinas y hábitos diarios. Te platicamos un poco sobre ello para que los pongas en práctica, algunos incluso puedes aplicarlos sino tienes pintado el cabello.

Antes de teñirlo

  1. Adiós a los productos por una semana

Durante una semana previa trata de no usar ningún producto sobre tu cabello como cremas, mousse, secadora, plancha, spray o gel. Deja que se desintoxique de todos estos químicos que lo van desgastando.

  1. Lavado profundo

Un día antes de que vayas a pintarlo, lava perfectamente bien tu cabello con el shampoo que acostumbras y utiliza acondicionar para desenredarlo muy bien. Recuerda ya no aplicar nada más.


Durante la aplicación del tinte

  1. Cabello seco y desenredado

Tu cabello debe estar perfectamente seco para que el tinte absorba bien; también recuerda tenerlo bien desenredado para evitar jalarlo durante la aplicación

  1. Aplica desde la raíz

Si vas a teñirlo tú misma debes empezar a aplicarlo desde la raíz y poco a poco irlo poniendo hasta las puntas. Hazlo mechón por mechón de no más de 3 cm para que puedas cubrirlo perfectamente

  1. Enjuaga con agua tibia

Recuerda no utilizar agua muy caliente ya que puede resecarlo más. Una temperatura moderada ayudará para que tampoco sientas demasiado frío en el cuero cabelludo o si te bañas por completo. Es importante que tampoco laves tu cabello bajo un chorro de agua, es decir trata que sea con una bandeja poco a poco y si lo haces en la regadera, procura que el agua no golpee directamente sobre tu cabeza.

Después de pintarlo

  1. Utiliza un acondicionar especial para cuidar el color

Por lo general, los tintes comunes incluyen tratamientos o reactivadores de color para aplicarlos después de la coloración. Funcionan para fijar el color y evitar que se caiga fácilmente.

Adicional a este producto, es recomendable que laves cotidianamente tu cabello con shampoos o acondicionadores especiales para cabello teñido ya que no solo te ayudarán a conservar el color sino a evitar que se maltrate.

  • Depositadores de color

Si tu tinte requirió decoloración sobre todo en colores de fantasía como rosa, violeta, morado, azul, etc, puedes utilizar acondicionadores depositadores de color. Estos productos van pigmentando con cada lavada tu cabello evitando que el tono se deslave y dure por más tiempo.

  1. Retoca tu cabello

Cada tres o cuatro semanas puedes retocar tu tinte si es un color muy diferente al que tienes naturalmente. Pero si es similar puedes hacerlo hasta cada cuatro o seis semanas.

  1. Despúntalo

Es recomendable que despuntes tu cabello cada dos meses. Con esto eliminarás las puntas maltratadas y estimularás el crecimiento de cabello sano.

  1. Evita el calor

Así como en el primer enjuague, después de teñir tu cabello es importante que no te bañes con agua muy caliente; esto deslava más rápido el color además de resecar tu cabello.

Además también debes evitar usar planchas, secadoras o cualquier otro producto que implique calor porque lo resecarás y maltratarás mucho. Si es posible evita exponerlo directamente por periodos muy prolongado al sol ya que los rayos UV también dañan el cabello y el color.

  1. Hidrata tu cabello

Una vez por semana aplica una mascarilla para el cabello que lo rehidrate. También puedes usar aceite de almendras o de coco: aplícalo de medios a puntas sobre tu cabello antes de bañarte, déjalo actuar por unos 2 minutos y luego lávalo de forma habitual.