Ir al Contenido

Clindamicina: ¿Qué es y para qué sirve?

Clindamicina: ¿Qué es y para qué sirve?

La Clindamicina es un antibiótico que es útil para tratar infecciones en diversas partes del organismo. Por ello, la Clindamicina es capaz de curar:

  • Vaginosis bacteriana
  • Infecciones en la piel
  • Infecciones en los huesos y las articulaciones
  • Septicemia bacteriana, causada por organismos anaerobios
  • Infecciones de la pelvis, intraabdominales y tejidos blandos
  • Infecciones graves de las vías respiratorias como neumonía o bronquitis

Además, la Clindamicina puede encontrarse en varias presentaciones, como cápsulas, solución, óvulos o crema.

¿Dónde comprar Clindamicina y cuánto cuesta?

Si desea comprar Clindamicina, en México, puede consultar los puntos de venta clásicos y en línea, pero en Prixz comparamos su producto en todas las farmacias del país y le damos el mejor precio del mercado.

Además, es posible que en Prixz encuentre mejores precios y promociones de Clindamicina, ya que también hacemos envíos nacionales y todo nuestro equipo está especializado en salud y medicamentos.


No olvide descargar hoy mismo la aplicación de Prixz desde su celular, ya está disponible en Google Play (Android) y App Store (iOS).

Desde la app de Prixz puede pedir sus medicamentos y artículos de higiene hasta la puerta de su casa, oficina o donde se encuentre, solo no olvide revisar las zonas de cobertura en CDMX.

La Clindamicina cuesta aproximadamente 677.34 pesos mexicanos en farmacias o supermercados físicos, así como en algunas tiendas en línea.

Clindamicina gel

Para tratar tus infecciones, se pueden hallar diversos nombres comerciales y presentaciones que contengan la sustancia activa. Revisa algunas de ellas:

  • Clidets: Solución y gel
  • Clendix y Tanzanita: Cápsulas
  • Dalatina y Tipsallen: Tubo de gel de 30g
  • Dalacin: Solución, ampolletas cápsulas óvulos y gel

Recuerde que, la mejor marca es la que establezca su médico.

No olvide consultar: Dexne Ótico: ¿Qué es y para qué sirve?

Dosis y vía de administración

Vía de administración: Oral o tópica.

El gramaje debe ser personalizado para cada paciente según su caso, sin embargo, en términos generales se pueden comentar las dosis recomendadas:

Tópica: Aplicar la crema 1 o 2 veces al día sobre el área afectada

  • Oral-Adultos: La dosis general recomendada es de 600 a 1,800 mg al día, dividida en 3 o 4 tomas
  • Amigdalitis y faringitis aguda producida por Estreptococos: Tomar 300mg al día, durante 10 a 14 días
  • Niños y lactantes (mayores de 1 mes y menores de 12 años): Tomar 15 a 25 mg/kg al día, en 3 o 4 dosis iguales, o 25 a 40mg/kg al día en casos graves
  • Encefalitis toxoplásmica en pacientes con SIDA: Tomar de 600 a 1,200 mg, cada 6 horas durante 2 semanas. Después, tomar de 300 a 600 mg cada 6 horas

La duración del tratamiento es de 8 a 10 semanas. Debe ser en conjunto con 25 a 75mg de Pirimetamina al día y 10 a 20 mg diarios de Ácido fólico.

Para saber la dosis de todas las infecciones, acuda con su médico.

Clindamicina para el acné

La Clindamicina es capaz de tratar, en combinación con otros medicamentos, el acné severo en algunas personas.

Esto se es posible gracias a que el antibiótico funciona suspender o hacer más lenta la multiplicación de bacterias que causan el acné y así disminuir la inflamación.

En conjunto con la Clindamicina, se aplica Peróxido de benzoilo, lo cual es un tratamiento eficaz para erradicar el acné vulgar.

Para tratar el acné, se debe usar la presentación tópica del antibiótico.

Contraindicaciones y advertencias

Antes de iniciar un tratamiento con clindamicina, tu médico debe informarte sobre los riesgos y restricciones que esto implica. Revisa la siguiente información:

  • Antecedentes de colitis asociada a antibióticos
  • Hipersensibilidad a la Clindamicina o Lincomicina
  • No combinar con agentes bloqueadores neuromusculares o con eritromicina

Advertencias: 

  • Cuando es inyectada, hacerlo de manera lenta
  • Cuidado en enfermedad intestinal inflamatoria
  • Usar en casos de insuficiencia renal y hepática

Clindamicina y Alcohol

Al ser un antibiótico, Clindamicina no está contraindicado con la toma moderada de alcohol.

Tomar una o dos copas de vino o una cerveza, no representa ningún problema con la eficacia del medicamento. El problema es si se excede, ya que la ingesta de mucho alcohol puede potenciar los efectos adversos del fármaco, como las náuseas o el vómito.

Asimismo, este antibiótico es metabolizado por medio del hígado, por lo que si tu consumo de alcohol es desmesurado, puedes afectar al funcionamiento del medicamento.

Lincocin: ¿Qué es y para qué sirve?

Efectos secundarios

Este medicamento puede tener efectos adversos, aunque no todas las personas los sufran, tales como:

  • Náuseas, vómito y calambres
  • Urticaria e inflamación de la mucosa bucal
  • Colitis pseudomembranosa, diarrea y dolor abdominal

Importante, dichos síntomas generalmente desaparecen al suspender el tratamiento, pero si empeoran o persisten consulte a su médico.