Ir al Contenido

Venda de yeso: ¿Qué es y para qué sirve?

Venda de yeso: ¿Qué es y para qué sirve?

La Venda de yeso es una tira de gasa o tela que se utiliza para inmovilizar a un paciente después de sufrir alguna fractura, lesión o accidente; esto con el fin de disminuir el dolor, la hinchazón y evitar futuras lesiones de los huesos.

Estas son algunas de sus principales características:

  • No está medicamentada
  • Es de rápido endurecimiento
  • Es calmante y de baja adherencia
  • Sus medidas son de 10 cm x 2.7 m
  • Tiene un corte lateral en zigzag para evitar deshilachado

La Venda de yeso contiene una capa blanda rellena de algodón, que se apoya sobre la piel, y una capa exterior rígida (grado médico) que impide que el hueso roto se mueva; por ello, también sirve como soporte de los músculos y ligamentos.

¿Dónde comprar Venda de yeso en México y cuánto cuesta?

Si bien muchas farmacias y supermercados le ofrecen la venta de Vendas de yeso, encontrar el lugar con el precio más bajo en México siempre será lo mejor.


En Prixz le ofrecemos medicamentos de todas las marcas, patentes y genéricos, para que tome la mejor decisión de compra.

Recuerde que, si el medicamento solicitado no está disponible en su ciudad nuestro Prixzer lo buscará por usted y le haremos llegar su compra con nuestros repartidores o de forma segura con paqueterías como DHL y FedEx.

Además, siempre encontrará mejores promociones en Prixz para reducir el precio de las Vendas de yeso y otros medicamentos que esté buscando en línea, ya que nosotros también aceptamos sus recetas digitales en aquellos medicamentos que así lo requieran. Fácil y sin complicaciones.

Descargue hoy mismo la aplicación de Prixz desde su celular, ya está disponible en Google Play (Android) y App Store (iOS).

Desde la app de Prixz puede pedir sus medicamentos y artículos de higiene hasta la puerta de su casa, oficina o donde se encuentre, solo no olvide revisar las zonas de cobertura en CDMX.

La Venda de yeso cuesta aproximadamente 31 pesos mexicanos en farmacias o supermercados físicos, así como en algunas tiendas en línea.

¿Qué es una venda y para qué sirve?

La venda es un material básico en la curación y en los primeros auxilios.

Normalmente, es utilizada para cubrir todo tipo de heridas o fracturas, con el fin de evitar que éstas entren en contacto con agentes contaminantes y ayudar a su recuperación.

Principales funciones de las vendas:

  • Protección: Una venda ideal es la que protege de modo oclusivo y forma cómoda toda la superficie lesionada
  • Regulación de la temperatura en la herida: Las vendas pueden proporcionar un calor que es ideal para la cicatrización
  • Compresión: En ciertas heridas, las vendas deben hacer el papel de “torniquete” para poder contener la profusión sanguínea
  • Absorción: Las heridas suelen presentar trasudados y exudados según el grado de inflamatoria, lo cual requerirá que la venda elegida tenga un control más o menos elevado de absorción
  • Inmovilización: La venda permite que se forme un ambiente ácido en la herida al evitar la pérdida de CO2, lo cual genera un ambiente propicio para un mejor aprovechamiento del oxígeno por los tejidos

¿Qué beneficios tiene usar Venda de yeso?

El uso de las Vendas de yeso, cuando se ha producido una lesión o se recupera de alguna fractura, tiene varios beneficios, entre ellos:

  • Protege la herida al utilizarse como interface
  • Al retirar la venda, se realiza de manera atraumática
  • Compatible con cualquier tipo de medicamento tópico
  • Permite que la herida se drene hacia un apósito absorbente
  • Reduce el dolor en los recambios al ser suave y de baja adherencia
  • Minimiza el deshilado cuando la venda de yeso se recorta al tamaño y forma de la lesión

¿Cómo se coloca una Venda de yeso?

Las Vendas de yeso están indicadas para lesiones, como fracturas o esguinces, sitios donadores y de injertos, heridas con pérdida de piel, así como para heridas crónicas, como úlceras de pierna y úlceras por presión.

Instrucciones de uso: 

1. Preparación:

  • Utilice solución salina estéril y los protocolos clínicos existentes para limpiar la herida o lesión antes de la aplicación del vendaje
  • Compruebe que la piel alrededor de la herida esté limpia, seca y libre de grasas, jabones o detergentes

2. Aplicación del vendaje:

  • Su médico enrollará varias capas de algodón blando en la zona lastimada, luego mojará con un poco de agua la capa exterior de yeso
  • Después envolverá la primera capa blanda con el yeso y, en ocasiones, se realizan pequeños cortes en los costados para dejarle espacio a la inflamación
  • Su médico probablemente le dirá que, por unos días, mantenga en alto el área del cuerpo donde se encuentre el vendaje de yeso para ayudar a reducir la hinchazón

3. Cuidados especiales del vendaje:

  • Si observa una grieta, alguna parte frágil o la zona lastimada comienza a hincharse, esto puede suceder si se golpea o se aplasta el vendaje
  • Muchos vendajes de yeso no son impermeables, de modo que, es posible que el médico le pida cubrirlo con una bolsa de plástico al bañarse
  • Si el vendaje de yeso se moja puede perder su firmeza y ya no mantener el hueso lastimado en su lugar; además, el relleno de algodón demora más tiempo en secarse
  • No meta nada dentro del vendaje de yeso para rascarse la piel; tampoco se ponga talco, cremas o ninguna otra cosa adentro para tratar de calmar la picazón

4. Para retirar el vendaje de yeso: 

  • La capa exterior del vendaje se corta con una sierra, con una cuchilla redonda y sin punta, que no lastimará su piel
  • La vibración de la sierra será suficientemente fuerte para cortar el yeso, por lo tanto, el vendaje le será retirado rápido

Consideraciones antes de usarla

El uso de cualquier tipo de vendaje puede tener efectos adversos, aunque no todas las personas los sufran, tales como:

  • Maceración y predisposición de la piel a las infecciones por bacterias y hongos
  • Lesiones cutáneas por rozamiento, aumento de sudoración y falta de transpiración
  • Reacciones alérgicas por contacto directo con la venda de yeso o cuadros irritativos cutáneos

Importante, dichos síntomas generalmente desaparecen al suspender el tratamiento, pero si empeoran o persisten consulte a su médico.