fbpx Saltar al contenido
Compra fácil y seguro
Farmacia Prixz
Descarga

¡Obtén 100 de regalo + ENVÍO GRATIS! Da click aquí

Orqui-epididimitis: ¿Qué es y cuál es el tratamiento?

* Precio exclusivo de tienda en línea.
* Producto sujeto a disponibilidad.
* Envios exprés a todo México.
Ver oferta

Si usted es un hombre y experimenta dolor en el escroto o en los testículos, este se puede atribuir a epididimitis, orquitis o una combinación de las dos. La información aquí contenida le ayudara a conocer un poco más sobre esta enfermedad.

¿Qué son epididimitis, orquitis y orqui-epididimitis?

Epididimitis es la inflamación del epidídimo que es un tubo en espiral que colecta espermatozoides de los testículos y los lleva a los conductos deferentes. Existen dos formas de esta enfermedad aguda y crónica. La epididimitis aguda viene repentinamente con síntomas severos y se resuelve con tratamiento. La epididimitis crónica es de larga evolución usualmente con inicio gradual, los síntomas pueden mejorara con tratamiento pero no pueden ser erradicados completamente en algunos casos. La mayoría de los casos de epididimitis ocurren en adultos.

Orquitis es la inflamación de los testículos y casi siempre viene repentinamente y se resuelve con tratamiento. La orquitis crónica no esta bien definida y esta mas bien considerada como una de las condiciones relacionadas a dolor testicular crónico.

Orqui-epididimitis es la inflamación repentina del epidídimo y testículo.


¿Cuáles son las causas de estos problemas?

La epididimitis aguda es habitualmente causada por una infección bacteriana. En niños que no han alcanzado la pubertad la infección casi siempre comienza en la vejiga o riñones y de ahí se va a los testículos. Esto se asocia con alguna anormalidad presente desde el nacimiento que predispone para infección de vías urinarias.

En hombres sexualmente activos las enfermedades de transmisión sexual, como gonorrea o clamidia, son la causa mas frecuente de epididimitis. Estas infecciones comienzan en la uretra causando uretritis y posteriormente se van hasta los testículos y epidídimo. En hombres por arriba de los 40 años la causa más común son las bacterias del tracto urinario. Otras causas pueden incluir: obstrucción a la salida de orina de la vejiga por crecimiento de la próstata; bloqueo parcial de la uretra; o sondeo reciente de la uretra. En cualquiera de estos casos la infección original podría no causar síntomas y el primer problema aparente podría ser una epididimitis.

La epididimitis bacteriana raramente viene de infección bacteriana del torrente sanguíneo al epidídimo, aunque cabe mencionar que de esta manera la tuberculosis usualmente llega al epidídimo. La epididimitis en ocasiones puede darse por causas diferentes a infección. La epididimitis química puede darse cuando la orina estéril refluye de la uretra hacia el epidídimo, esto ocurre cuando se realizan esfuerzos importantes como cargar objetos pesados. Esta orina causa inflamación sin infección. Algunos medicamentos pueden llegara causar esta inflamación sin infección como es el caso de la amiodarona, hay otras causas de epididimitis no infecciosa que no se conocen con claridad.

La epididimitis crónica puede desarrollarse después de varios episodios de epididimitis aguda que no se resuelven completamente, pero también puede ocurrir sin haber tenido sintomatología previa y en estos casos la causa es desconocida.

En la mayoría de los casos de orquitis aguda, el testículo se inflama por el esparcimiento de bacterias del epidídimo, y entonces el término correcto será orqui-epididimitis. Aunque la orquitis puede ocurrir por infección bacteriana, la orquitis sin epididimitis usualmente es causada por infección viral por Paperas, este tipo de inflamación ocurre en aproximadamente un tercio de los hombres que contraen paperas después de la pubertad.

La orqui-epididimitis es usualmente una infección primeramente del epidídimo que se va al testículo y usualmente involucra a ambos testículos. Es raro que empiece en el testículo y se vaya al epidídimo aunque puede ocurrir. La orquitis por paperas involucra también al epidídimo.

¿Cuáles son los síntomas, y como se diagnostica?

Epididimitis y orqui-epididimitis agudas: Los síntomas vienen no solo de la infección local sino que también del lugar de donde se origino la infección. Los síntomas provenientes del sitio de la infección mas comunes incluyen a los siguientes: descarga, ardor o dolor uretral (uretritis); dolor pélvico y aumento en la frecuencia urinaria, urgencia, dolor o ardor al orinar (infección de la vejiga o cistitis); fiebre, dolor perineal, frecuencia urinaria, urgencia o ardor al orinar (infección en la próstata o prostatitis); fiebre y dolor en el costado (infección en el riñón o pielonefritis).

En algunos casos dolor escrotal por la infección local es el único síntoma aparente. El dolor empieza en la parte trasera de un testículo pero rápidamente puede involucrar a todo el testículo, el escroto y área inguinal. Hinchazón, dolor al tocar, enrojecimiento, induración y calor de la piel pueden también acompañar el dolor. El escroto completo se puede llenar de liquido (hidrocele). Para el diagnostico será importante su historia clínica y la exploración física. Algunos estudios como un examen general de orina, cultivo de orina y examen de secreción uretral pueden ser de utilidad para el diagnostico.

En algunos casos el cultivo de semen con cultivo para bacterias atípicas es necesario para establecer el diagnostico. Si el dolor es muy fuerte y de aparición súbita un ultrasonido ayudara a distinguir una inflamación, de otras patologías como una torsión testicular, la cual requiere un manejo muy diferente y por eso la importancia de hacer el diagnostico correcto. La epididimitis por tuberculosis se presenta de manera similar; la epididimitis química y por medicamentos como amiodarona son menos severas.

Epididimitis crónica: el dolor solo es a nivel de escroto y su contenido, es menos severo y mejor localizado que el de epididimitis aguda. Hinchazón, dolor al tacto, enrojecimiento y calor de la piel no ocurren. Algunos estudios adicionales se pueden requerir aunque son en menos casos comparados con epididimitis aguda. En la epididimitis aguda la orina frecuente mente se encuentra infectada y no así en la epididimitis crónica.

Orquitis aguda: durante la fase aguda de orquitis por paperas, los síntomas incluyen dolor de intensidad variable e infamación. La parotiditis (inflamación de las glándulas en cuello) por las paperas, precede a la inflamación de los testículos por 3 a 7 días. La orquitis proveniente de infección bacteriana tiene los mismos síntomas que la epididimitis y la orqui-epididimitis agudas.

¿Cuáles son las opciones de tratamiento?

Orquitis y orqui-epididimitis agudas: El tratamiento en casos en los que se sospeche que son a causa de bacterias (la mayoría) se utiliza antibiótico por aproximadamente dos semanas, en la mayoría de los casos se usa antibiótico vía oral y se manejan como pacientes externos. Algunas de las opciones de tratamiento incluyen: doxiciclina, azitromicina, ciprofloxacina, ofloxacina, alguna cefalosporina (como cefixime) o trimetoprim-sulfametoxazol.

La epididimitis por tuberculosis requiere de tratamiento con medicamentos antituberculosos con esquema combinado y en ocasiones es necesario retirar el testículo (orquiectomia, incluye al epidídimo) debido a la extensión del daño. En los casos de infección severa con dolor intratable, vomito, fiebre muy alta y datos de enfermedad severa pueden requerir internamiento en el hospital. Además del tratamiento para epididimitis por amiodarona que consiste en reducir la dosis o eliminar el medicamento, no existe terapia alguna para epididimitis no infecciosa. Las medidas generales para la epididimitis incluyen reposo en cama por uno o dos días combinado con elevación del escroto.

Esto con el objetivo de que el epidídimo quede por arriba del nivel del corazón y así facilitar el retorno de sangre. Esto contribuirá a la desinflamación y mejoría de los síntomas. La aplicación intermitente de hielo también puede ayudar y en casos de infección el consumo abundante de líquidos es importante. Los antiinflamatorios son de ayuda importante porque no solo ayudan quitan el dolor sino que también ayudan a quitar la inflamación que es el origen del mismo dolor.

Epididimitis crónica: La terapia primaria es con medicamentos y otros tratamientos dirigidos hacia la reducción de las molestias. Los antiinflamatorios y la aplicación de calor local son la base del tratamiento. Si los síntomas persisten otros medicamentos le serán indicados para tratar que el dolor disminuya. En casos extremos se puede retirar quirúrgicamente el epidídimo dejando el testículo en su lugar.

Orquitis aguda: En el caso de orquitis aguda por paperas no existe un tratamiento específico para esta, aunque se cuenta con alternativas que ayudan a que el pronóstico reproductivo sea más favorable como es el caso de medicamentos que estimulan el sistema inmune. En caso de infección bacteriana se tratara de igual manera que si fuera epididimitis u orqui-epididimitis.

¿Qué se puede esperar después del tratamiento?

Epididimitis y orqui-epididimitis: En el caso de infección típica por bacteria, tomara de dos a tres días para que usted note mejoría. Si el enrojecimiento no mejora y usted no comienza a sentir mejoría en esos días será mejor que se ponga en contacto con nosotros. La resolución completa de los síntomas tomara mas tiempo la molestia puede durar hasta que termine el tratamiento con los antibióticos, la induración y la hinchazón pueden tomar hasta meses para resolverse completamente.

El seguir las recomendaciones de reposo y elevación escrotal ayudara a que el proceso de recuperación se acelere. Es importante que acuda a consulta después de finalizar el tratamiento o cuando se lo indiquemos. En el caso de epididimitis por tuberculosis que no haya requerido de orquiectomia tomara varios meses para resolverse con medicamentos y es posible que el testículo sufra un encogimiento. La epididimitis por amiodarona se resuelve al disminuir la dosis o suspender el medicamento sin dejar secuela alguna. La epididimitis química también se resuelve completamente.

Epididimitis crónica: El tratamiento es de sostén y no curativo. Es posible que requiera de tomar medicamentos por años o hasta que los síntomas se resuelvan espontáneamente. Si se realiza cirugía para quitar el epidídimo ocurre mejoría en tres de cada cuatro pacientes después de algunas semanas de recuperación después de la cirugía, en el caso de que la cirugía no haya resuelto el problema intentaremos el manejo con medicamentos una vez mas.

Orquitis aguda: Pasando la fase aguda de la orquitis pos paperas, el dolor se resuelve pero habitualmente hay atrofia del testículo.

Preguntas Frecuentes

Qué pasa si el dolor y la hinchazón no mejoran después de los tres primeros días de antibiótico?

La mayoría de los casos de epididimitis o de orqui-epididimitis son tratados adecuadamente con antibióticos, pero en algunos casos un antibiótico diferente será necesario. La epididimitis por tuberculosis debe ser considerada cuando los síntomas no mejoran adecuadamente. Hay ocasiones en que la cirugía es necesaria, si un absceso (colección de pus) se hubiera formado el antibiótico por si solo es poco eficaz y será necesaria cirugía para drenar el absceso y para remover en caso necesario parte o todo el epidídimo e incluso todo el testículo. Otras complicaciones que pueden requerir cirugía son el infarto testicular por destrucción de los vasos que llevan sangre hasta este y una fístula cutánea por salida de la infección a través de la piel.

¿Puedo pasar la infección a mi compañero sexual?

Si la epididimitis o la orqui-epididimitis son a consecuencia de una enfermedad de transmisión sexual (en hombres de menos de 40 años), entonces su pareja sexual debe de tratarse también. Las bacterias de la vía urinaria que causan los otros casos no se transmiten sexualmente. El tratamiento a su pareja no es necesario y no hay riesgo de que su pareja se infecte.

¿Se vera afectada mi capacidad de procrear?

La atrofia asociada con orquitis por paperas y epididimitis por tuberculosis se asocia con reducción de en la producción de espermatozoides de ese testículo en algunos de los casos. Después de un episodio de epididimitis aguda o de orqui-epididimitis aguda puede, en casos raros, haber bloqueo del epidídimo, lo que reduciría la capacidad de los espermatozoides de salir del testículo. En todos estos casos si el testículo contralateral no esta afectado la mayoría de los hombres podrán procrear normalmente.

¿Se afectara la producción de hormonas por los testículos?

La capacidad de producir testosterona puede perderse o verse afectada en algunos hombres con atrofia testicular asociada con orquitis por paperas o epididimitis por tuberculosis. En la rara situación de un bloqueo del epidídimo después de epididimitis o de orqui-epididimitis aguda la capacidad de producir hormonas no se vera afectada. En todos los casos si la afección se limita a un solo testículo la producción general de hormonas no se vera afectada.

¿Existe alguna asociación entre cáncer y estas infecciones?

No existe ninguna asociación.