Ir al Contenido

Isoflavonas de soya: ¿qué son y para qué sirven?

Las isoflavonas son un grupo de sustancias que actúan de manera muy similar a los estrógenos , las cuales son hormonas sexuales esteroideas presentes, sobre todo, en las mujeres.

Los estrógenos tienen la función de preparar el aparato reproductor femenino para la ovulación y la fecundación, además, intervienen en el metabolismo de las grasas y el colesterol, disminuyen la tensión arterial, distribuyen la grasa alrededor del cuerpo, protegen a los huesos y, junto con las hormonas andrógenas, estimulan el deseo sexual.

Después de la menopausia, los estrógenos disminuyen en gran cantidad, el consumo de isoflavonas de soya, las cuales tienen polifenoles, puede imitar de manera leve los efectos de estos.

En países orientales, como China o Japón, se consume mucha soya, un tipo de legumbre con alto contedido de isoflavonas.


¿Qué beneficios tienen?

Ayudan a las mujeres que transcurren la menopausia a disminuir los síntomas como bochornos, sofocos, sequedad, comezón o irritación vaginal, dolor etc.

Ayudan a prevenir la descalcificación ósea porque evitan la movilidad del calcio de los huesos.

Modulan el colesterol malo y ayudan a la eliminación de la grasa corporal, así como a su mejor distribución.

¿Cómo saber si se está en la menopausia?

Los síntomas más comunes son:

  • Irregularidad en el periodo.
  • Sangrado más abundante o más escaso.
  • Sofocos y golpes de calor repentinos (aparecen en la noche principalmente)
  • Cambios en el estado de ánimo (tristeza, enojo, ansiedad)
  • Aparecen dolores de cabeza con frecuencia.
  • Trastornos en el sueño.
  • Sequedad de piel y en la mucosa vaginal.

¿Dónde se pueden encontrar las isoflavonas de soya?

En la soya, alimentos que la contengan o bien, en suplementos alimenticios hechos a base de soya, a veces se le agregan a geles vaginales o productos dérmicos para combatir el exceso de sebo.

¿Se venden suplementos en farmacias similares o genéricas?

Sí, pregúntale al farmacéutico por isoflavonas de soya en suplementos o productos para la piel.

¿Cuánto tiempo se deben usar y qué dosis?

Las dosis cambian según el producto, se recomienda una dosis de 80 mg en la comida principal, sus efectos se podrán percibir unas 4-6 semanas después del inicio, se pueden usar por el tiempo que dure la menopausia y antes o después de esta, se recomienda usarla por periodos no mayores a 4 meses.

¿Qué precauciones se debe tener?

Si consumes isoflavonas de soya, hazlo bajo supervisión médica.

Se recomienda que antes de consumir suplementos, sobre todo si tienes menos de 45 años, obtengas las isoflavonas de manera natural en los alimentos.

Si presentas algún malestar, como sangrado anormal, sensibilidad en las mamas o incremento de los síntomas de la menopausia, díselo a tu médico y suspende el consumo del suplemento o producto.

¿Tienen algún efecto secundario?

Los efectos secundarios pueden aparecer, especialmente, si se usan de manera descontrolada y en exceso, entre los efectos más frecuentes se encuentran:

Hipersensibilidad a uno o más de los componentes.

Cambio en el ciclo menstrual, especialmente en mujeres menores de 40 años.

Aumento leve en el tamaño de las mamas y mayor sensibilidad.

¿Pueden aumentar los senos?

En algunas ocasiones sí, sin embargo, si lo que buscas es un aumento considerable esto no pasa, el aumento es mínimo y es considerado un síntoma adverso, si esto ocurre, debes suspender el tratamiento.

En algunos lugares se venden como auxiliares en el aumento de busto para fines estéticos, esto no es recomendado, lo mejor es acudir con un experto.

¿Qué precio tienen las isoflavonas de soya?

Depende del lugar de compra o la presentación, generalmente cuestan de $150 a $500 pesos mexicanos, a veces vienen con vitaminas u otras sustancias.

¿Dónde se pueden comprar las isoflavonas de soya?

En tiendas naturistas con licencia, farmacias físicas o busca disponibilidad en internet:

farmaciasanpablo.com.mx

farmaciasguadalajara.com

prixz.com

farmalisto.com.mx

super.walmart.com.mx