fbpx Saltar al contenido

Gonorrea: ¿Qué es y cómo tratarla?

La gonorrea es una enfermedad de transmisión sexual (ETS) que puede afectar a hombre y mujeres por igual. Se da cuando se realiza sexo anal, bocal o vaginal sin la protección adecuada. También puede ser transmitida por una madre a su hijo durante el parto.

Cuando una persona contrae gonorrea, puede ver afectado la zona del ano, la boca y el tracto genital. Sin embargo, muchas de las personas que la tienen, pueden no presentar síntomas en un largo periodo de tiempo, haciendo más fácil su contagio.

La gonorrea también es conocida como blenorragia y es la segunda ETS más frecuente en el mundo.

¿Cómo se transmite la gonorrea?

Como se ha comentado, la gonorrea se contagia por medio de las relaciones sexuales sin protección con una persona contagiada. Cuando una persona contagiada tiene contacto con las secreciones seminales o vaginales, ocurre la transmisión; por ende, no es necesario que haya una penetración completa para contraer la enfermedad.


De igual manera, puede transmitirse de madre a hijo durante el parto. Si no es detectada a tiempo, el bebé puede contraer conjuntivitis neonatal que puede provocar cicatrices o ceguera; además de otras complicaciones.

La gonorrea es causada por la bacteria Neisseria gonorrhoeae.

Factores de riesgo

La gonorrea puede ser fácil de contraer con los siguientes factores de riesgo:

  • Tener una nueva pareja sexual.
  • Tener varias parejas sexuales.
  • La pareja sexual tiene otras parejas.
  • No usar protección.

Síntomas de la gonorrea

Si bien en muchas personas no se presentan síntomas, cuando una persona es contagiada, el tiempo de aparición de las señales puede variar de entre 5 a 30 días.

En hombres, suele ser:

  • Dolor al orinar.
  • Dolor e inflamación de los testículos.
  • Secreción blanquecina o amarilla por el pene.
  • Aumento en la frecuencia de micción.
  • Uretra roja e inflamada.
  • Dolor en la garganta.

En mujeres, suele ser:

  • Dolor al orinar.
  • Secreción vaginal amarilla o verdosa.
  • Sangrado después de las relaciones sexuales.
  • Dolor en la parte inferior del abdomen.
  • Dolor al tener relaciones sexuales.
  • Sangrado vaginal entre periodos.

En hombres y mujeres

  • Picor o ardor en el ano.
  • Fiebre.
  • Salpullido.
  • Síntomas como la artritis.

Diagnóstico y tratamiento de la gonorrea

Para poder corroborar que una persona tiene gonorrea, se utiliza laprueba de cultivo o de tinción de Gram. En ambas, se busca localizar la presencia de genococos.

Una vez que se confirma la enfermedad, el tratamiento consiste en la aplicación de antibióticos de amplio espectro por un periodo típico de 7 días.

Junto con el afectado, las parejas sexuales deben ser notificadas y hacerse una prueba para confirmar la existencia de la gonorrea.

Si una persona tarda demasiado en tratarse o se le complica la infección, puede provocar lo siguiente:

Cicatrización en las trompas de Falopio, que puede causar una cicatrización que afecte las probabilidades de quedar embarazada.

  • Dolor pélvico crónico.
  • Infección durante el embarazo o parto prematuro.
  • Absceso en la matriz y abdomen.
  • Estrechamiento o cicatrización en la uretra.
  • Acumulación de pus en la uretra.
  • Infección de válvulas cardiacas.
  • Meningitis.
  • Infecciones articulares.

Prevención de la gonorrea

Para poder disminuir las probabilidades de contagiarte de gonorrea, sigue las siguientes sugerencias:

  • Usa protección. Sin duda, el primer consejo es usar siempre preservativo masculino o femenino, así como barreras al hacer sexo oral.
  • Ten un límite de parejas sexuales. Tener muchas parejas sexuales puede aumentar el riesgo de contraer esta infección.
  • Hazte pruebas regularmente. Una vez al año, acude a hacerte una prueba para determinar si tienes la infección. Pide a tu o tus parejas que lo hagan también.