fbpx Saltar al contenido

Fibromialgia: ¿Qué es y cómo se trata?

La fibromialgia es una afección crónica que produce una alteración en la percepción del dolor; así pues, el cuerpo (músculos, ligamentos, tendones y demás tejidos blandos) percibe como dolorosos, estímulos que resultan inocuos en condiciones normales.

Hasta la fecha, la fibromialgia es un misterio en muchos sentidos, ya que no se sabe la causa exacta de su origen. Es una enfermedad crónica que no produce la muerte, sin embargo, afecta la calidad de vida de quien lo padece, ya que sus síntomas como el constante dolor y fatiga, limita muchas actividades del día a día.

La fibromialgia es una enfermedad que afecta con más frecuencia a las mujeres.

Causas de la fibromialgia

Hasta la fecha, el origen exacto de la enfermedad no se conoce, ya que los documentos señalan que se ha visto desarrollado después de varios factores. Entre los que se pueden señalar como probables detonantes, son:


  • Las infecciones virales podrían desencadenarlo, pero no se sabe con exactitud cuáles.
  • La carga genética se ha estudiado como factor, ya que se ha visto que puede ser un problema hereditario.
  • Los traumas físicos o emocionales han sido relacionados con la fibromialgia, se ha visto que accidentes de autos o mucho estrés la detona.
  • Se ha determinado que existe una relación con personas que sufren artrosis, artritis reumatoide o lupus.

Síntomas de fibromialgia

Como se ha mencionado, esta afección se caracteriza por una respuesta anormal al dolor, por lo cual, este será el principal síntoma; sin embargo, también se pueden hallar las siguientes señales:

  • Cansancio.
  • Trastornos del sueño.
  • Ansiedad o depresión.
  • Mala tolerancia al esfuerzo.
  • Sensación de rigidez generalizada, en especial por las mañanas la levantarse.
  • Hormigueo.
  • Dolor de cabeza.
  • Inflamación en manos y pies.
  • Problemas de concentración.
  • Síndrome de intestino irritable.
  • Sequedad en boca y ojos.

Diagnóstico y tratamiento

Poder determinar la existencia de fibromialgia resulta un proceso complicado y tardado, ya que muchas de los síntomas que presenta la enfermedad están en la misma combinación con otras afecciones. El médico hará una serie de pruebas y exámenes para descartar otros posibles orígenes y revisará el historial médico.

Una vez confirmado el diagnostico, el tratamiento se basa en el alivio de los síntomas y la implementación de terapias para mejorar el estilo de vida del paciente. Se puede incluir:

  • Medicinas analgésicas.
  • Antidepresivos.
  • Tener una dieta saludable.
  • Hacer ejercicio.
  • Crear hábitos de sueño saludables.
  • Aprender a manejar el estrés.
  • Visita a grupos de terapia cognitiva conductual para lidiar con la enfermedad.