Ir al Contenido

Fabroven: ¿Qué es y para qué sirve?

Fabroven: ¿Qué es y para qué sirve?

El Fabroven® es un medicamento venotónico y protector vascular que aumenta la tonicidad venosa, la resistencia capilar y disminuye la permeabilidad vascular. Está compuesto por extracto de Ruscus aculeatus, Hesperidina metilchalcona y Ácido ascórbico.

Asimismo, está indicado para el tratamiento de manifestaciones crónicas, funcionales y orgánicas de los miembros inferiores, es decir, la sensación de piernas pesadas, edema periférico, dolor, calambres nocturnos, entre otros.

También se utiliza en el tratamiento de metrorragias secundarias al uso de anticonceptivos orales a base de microdosis de progestágenos y las asociadas al uso de dispositivos intrauterinos, así como para el tratamiento de los síntomas funcionales hemorroidales.

¿Cuál es el precio de Fabroven?

FabrovenPrecio más bajoTiempo EnvíoEnvío AseguradoEnlace
Precio en Farmacias del Ahorro$63148 hrsComprar
Precio en Prixz.com$62124 hrsComprar
Precio en Farmacia San Pablo$64048 hrsComprar
Precio en Farmacia Guadalajara$67672hrsComprar

 


Presentaciones

Generalmente, Fabroven puede encontrarse en cajas con 18, 20, 30 y 60 cápsulas.

¿Para qué sirve el Ruscus aculeatus?

El Ruscus aculeatus, es un medicamento tradicional hecho a base de plantas, sirve para disminuir el diámetro de los vasos sanguíneos y aliviar los síntomas de malestar y piernas pesadas. Además, es útil en el aliviar los síntomas de picor y ardor de las hemorroides.

¿Qué es la Hesperidina metilchalcona?

La Hesperidina metilchalcona es un derivado del compuesto flavónico “Hesperidina“, el cual, se encuentra en muchas plantas y frutas cítricas, que son en su mayoría cultivadas y cosechadas en varias partes de México.

Medicamentos relacionados

Los siguientes medicamentos también son útiles en el tratamiento de las insuficiencias venosas: Goicotabs, Diosmina, Daflon, Flausiver y Venalot Depot.

Asimismo, puedes consultar estos fármacos para el alivio de las hemorroides: Nikzon, Proctoacid y Crema para hemorroides.

Dosis y vía de administración de Fabroven

Vía de administración: Oral.

  • Adultos con insuficiencia veno-linfática y metrorragias: De 2 a 3 cápsulas diarias
  • Adultos con síntomas hemorroidales agudos: De 4 a 6 cápsulas diarias

Las cápsulas deben ser ingeridas con abundante agua y pueden administrarse en tratamientos prolongados.

Importante, las dosis recomendadas son indicativas y siempre se deberá consultar a un médico antes de tomar Fabroven.

¿Dónde comprar Fabroven?

Para poder comprar Fabroven al mejor precio es importante que consultes las promociones de farmacias físicas y en línea de México.

Para comprar Fabroven puedes optar por las grandes cadenas, como son Farmacia San Pablo, Farmacia Guadalajara, Farmacias del Ahorro, Superama, Chedraui; pero, sin duda, siempre encontrarás promociones para hacer la compra de Fabroven y otros medicamentos en sus apartados en línea.

Contraindicaciones y advertencias

Este medicamento está contraindicado en niños, mujeres embarazadas y en periodo de lactancia, así como en pacientes con: 

  • Hipersensibilidad a las sustancias activas o a cualquiera de los excipientes
  • Trastornos de almacenamiento de hierro, como talasemia, hemocromatosis y anemia sideroblástica

Advertencias:

  • Deberá descontinuarse el tratamiento si se presenta diarrea
  • El tratamiento debe ser de corta duración para los ataques de hemorroides
  • Su administración no es sustituto para el tratamiento de otras enfermedades proctológicas
  • Contiene un agente colorante amarillo o naranja que puede causar reacciones alérgicas

Efectos secundarios 

Este medicamento puede tener efectos adversos, aunque no todas las personas los sufran, tales como:

  • Diarrea y dolor abdominal
  • Insomnio y nerviosismo
  • Trastornos del oído y vértigo
  • Frialdad periférica y dolor de la vena
  • Náuseas y úlceras bucales
  • Enrojecimiento e hinchazón de la piel
  • Espasmos musculares  y dolor en extremidades

Importante, dichos síntomas generalmente desaparecen al suspender el tratamiento, pero si empeoran o persisten consulte a su médico.