Ir al Contenido

Cómo prevenir una enfermedad de transmisión sexual

Es importante conocer hoy en día las diferentes maneras que existen para poder prevenir una enfermedad de transmisión sexual: 

  • La abstinencia sexual puede ser uno de los mecanismos más fáciles y seguros para no contraer una enfermedad de este tipo, no obstante es el camino más difícil, aunque a la larga es una decisión muy personal y particular. 
  • Si la abstinencia no es tu intención, en segunda instancia aparece algo muy ligado a la fidelidad y se trata de las relaciones sexuales monógamas, las cuales se basan en mantener relaciones con una sola pareja. Esta opción no solo es símbolo de madurez, sino de compromiso con la pareja, sin duda que si el sexo no sale fuera de la pareja, no existe posibilidad de adquirir ningún tipo de enfermedad de transmisión sexual. 
  • El uso de preservativos sobre todo si no existe un compromiso de pareja es sumamente importante, recuerda en el caso de los hombres que se debe utilizar antes de cualquier tipo de contacto genital o anal.  
  • En el caso de realizar sexo oral se recomienda el uso de una barrera bucal, que realmente son películas de látex que se usan entre la boca y el sitio donde se realiza este acto. 

El uso de preservativos significa mostrar respeto por la otra pareja, es importante que este tipo de actividades se realice bajo mutuo acuerdo y si no se ve como una buena solución, es preferible que utilicen otro método como la masturbación. 

Algo importante que debe existir en una pareja es la confianza, el conversar sobre sexo no los perjudica sino que más bien los acerca.  

Ante cualquier duda de una ETS (Enfermedad de Transmisión Sexual) lo más recomendable es  realizarse una prueba de detección y suspender inmediatamente  las relaciones sexuales con la pareja, esto ayuda a no empeorar ni  propagar la enfermedad