Ir al Contenido

Apnea del sueño

¿Qué es la apnea del sueño?

La apnea del sueño es un serio trastorno en donde la respiración se interrumpe o se hace superficial durante el sueño.

¿Cómo se produce la apnea del sueño?

Las personas que sufren esta condición suelen roncar muy fuerte, además de sufrir repetidas pausas respiratorias. Estas pausas pueden durar tan sólo un par de segundos, presentarse hasta 30 veces por hora y, en casos extremos, privar de oxígeno al cerebro.

La mayoría de las veces esta afección se desarrolla debido a que el aire que se respira encuentra una obstrucción al pasar por detrás de nariz y boca (Apnea del sueño obstructiva). En otros casos, los menos, la apnea del sueño es central, y sucede cuando el cerebro falla en enviar las señales necesarias a los músculos involucrados en la respiración –por lo general, después de haber sufrido un derrame cerebral o algún tipo de enfermedad neuromuscular-.

¿Cómo sé si tengo la apnea del sueño?

  • El 99% de los pacientes con apnea del sueño desconocen que padecen dicha enfermedad
  • Esta es una afección que, por lo general, se presenta en hombres mayores de 40 años, mujeres posmenopáusicas o en personas con problemas de obesidad
  • Esta condición tiene una prevalencia de 2.2% en mujeres y 4.4% en hombres
  • Las personas que tienen mayor riesgo de desarrollar esta condición son las personas con Síndrome de Down, problemas de hipotiroidismo o anomalías en la estructura nasal –como tabique desviado o rinitis-

¿Cómo identificar si sufro apnea del sueño?

Muchas veces, las primeras señales de apnea –como ronquidos-, no son reconocidas por los pacientes, sino por sus parejas, con quienes comparten el espacio para dormir.

Síntomas más frecuentes de la apnea del sueño

Los síntomas más comunes de la apnea del sueño incluyen:

  • Ronquidos fuertes
  • Insomnio
  • Sudores nocturnos
  • Sueño no reparador
  • Somnolencia durante el día
  • Boca seca o dolor de garganta al despertar
  • Cambios de humor
  • Disfunción sexual o pérdida de la libido
  • Problemas de concentración o memoria